Artículos no image

Publicado el 17 septiembre, 2010 | por Sandor

1

Lo Dimos todo en la Presentación de Medal of Honor

El pasado jueves, en Psicocine tuvimos la oportunidad de asistir a la presentación en España del nuevo Medal of Honor en las oficinas de Electronic Arts, con un invitado de excepción: Patrick Liu, productor sénior del juego, que nos explico los cambios clave del título a raíz de la beta pública que se realizo hace unas semanas. ¿Preparados para saber lo que nos pasó en un día dedicado a Medal of Honor?.

En primer lugar, nos resumió un poquito lo que ya sabíamos del título. Desarrollado por dos compañías en paralelo, encargándose una del modo de un solo jugador y otra del multi, Medal of Honor supone el renacer de una de sus franquicias más conocidas. Cuidada con mucho mimo, están procurando ofrecernos una de las mejores experiencias que hayamos tenido hasta el momento. El juego usara el motor Frostbite que ya pudimos ver en Battlefield Bad Company 2, pero modificado con todo tipo de avances y teniendo en cuenta las sugerencias de la comunidad. Los mayores avances y cambios se han pensado para el modo multijugador, del cual os hablaremos proximamente.

Por ahora, os podemos comentar lo que pudimos jugar de la campaña de Medal of Honor, en su versión de PS3. Desarrollada por Danger Close y ambientado en la reciente (Y en algunos aspectos, inconclusa) Guerra de Afganistán, el juego nos pondrá en la piel de uno de los operadores de nivel 1 presentes en la zona. Con este telón de fondo, viviremos una dramática e intensa historia combatiendo a la resistencia talibán.

Uno de los niveles que pudimos probar fue una misión junto al famoso “Beard Man” que aparece en la portada del juego. En esta misión, tuvimos que hacer un reconocimiento de una zona montañosa, con el fin de asegurar la zona para nuestros compañeros. Infiltración, sigilo, rifles de francotirador y una puntería muy, muy precisa fueron los aspectos clave de la misión.  Me llamo especialmente la atención el nivel gráfico alcanzado por el título, llevándome incluso a dudar entre que estuviera viendo el juego en tiempo real, y no un video prerrenderizado.

El otro nivel que pudimos probar era mucho más dinámico que el anterior. Nuestro papel en esta misión era el del artillero de un humvee, yendo a toda velocidad por un terreno rural mientras debíamos asegurar el camino para nuestro destacamento, y, cómo no, cuidarnos a nosotros mismos y a nuestro convoy de cualquier ataque Talibán. Fueron partidas realmente entretenidas y se nota el esfuerzo por mejorar en todos sus aspectos.

Patrick Liu nos avisó en su charla que no cayéramos en el mismo error que tanta gente. Cuando solemos pensar en Afganistán, pensamos en dos cosas: Desierto y arena. Pero nada más lejos de la realidad. Afganistán es un país extenso y con grandes diferencias entre sus regiones, lo que les ha servido de inspiración para una multitud de niveles diferentes sin dejar de hacer honor a la verdad. Entornos rurales, cuevas, ciudades, cumbres nevadas de montañas… Si algo nos quedo claro tras su charla y tras probar la campaña es que Medal of Honor será un juego muy variado, pese a basarse en un conflicto con una posición geográfica tan concreta.

Al terminar la presentación, nos dieron el Press Kit, una chulada. Una camiseta con el logotipo del juego, un gorro y un mechero tipo Zippo. Y menos mal que nos regalaron algo de ropa bien seca, porque lo que paso por la tarde, no lo podíamos imaginar ninguno de nosotros…

Tras comer un poco (Me quedé flipando con el catering. Estaba buenísimo, ¡y menudo curro para hacer lo del melón!), empezamos la segunda parte del evento:

Una fantástica tarde de airsoft en el campo Delta de Collado Mediano. Por si no conocéis este deporte, os diré que es algo similar al Paintball, una simulación militar en el que se juega en solitario o  equipo contra equipo y a pegarse tiros con replicas de armas reales. Pero no os creáis que EA quería que los medios nos matáramos entre nosotros, las replicas disparan bolitas de plástico, y yendo bien protegidos, lo máximo que nos podría pasar es que nos saltasen las lagrimas del picor de las bolitas, al sentir un tiro en la cabeza.

En un principio, los chicos de EA nos habían preparado una partida realmente prometedora, dividiéndonos en equipos. Un equipo tendría que escoltar un convoy, mientras el otro debía asaltarlo. Lamentablemente, justo cuando estábamos a punto de comenzar, cayó una tromba de agua que nos dejo encharcaditos para el resto de la tarde. Tuvimos que abortar el juego, y guarecernos hasta que la cosa mejorase, como si estuviesemos dentro del propio Medal of Honor.

Y al final amaino, pero lamentablemente, ya no quedaba tiempo para la partida inicial. Por lo que los responsables del campo nos dividieron en grupos de nuevo, y nos explicaron algunas de las técnicas militares más habituales entre los grupos de elite del mundo, como los SAS o los SWAT. Pudimos ver y llevar a cabo en primera persona las maniobras que habitualmente vemos en nuestras pantallas. Aprendimos a realizar fuego de cobertura para proteger a nuestra unidad, a movernos por el terreno, e incluso como hacen los SWAT para entrar en habitaciones cerradas. Una buena tarde de la que guardo buenos recuerdos con el resto de compañeros de prensa, unas agujetas de aúpa y un principio de catarro considerable (¡Aunque espero que se me pase rápido!). Una pena que no se pudiera realizar la partida inicial, pero fue una experiencia genial, en cualquier caso.

 

Manteneos atentos para nuestras impresiones del modo multijugador, muy pronto.

Share Button
The following two tabs change content below.

Etiquetas: ,

Quizás te interese...




Back to Top ↑