Cine

Publicado el 2 junio, 2014 | por Jose Mellinas

7

Crítica: ‘Rompenieves’

Conviene empezar resaltando que con Rompenieves, el visionario director Bong Joon-ho llega a Hollywood por la puerta grande. Adaptación libre de una novela gráfica publicada de los años 80, el film que nos ocupa le permite al surcoreano (responsable de maravillas como The host o Mother) jugar con las teclas de la acción sobrecargada post-Matrix, reciclada con más o menos gracia durante los últimos tiempos. No inventa la rueda ni instaura nuevos cimientos, pero se apoya de forma fantástica en la deliciosa sinergia que conforman los excesos del cine asiático contemporáneo y un meticuloso casting americano liderado por el mismísimo Capitán America, Chris Evans. El abrazo del concepto, el mix más allá del lenguaje resulta tan sólido como sorprendente. Hay tendencia al blockbuster, pero ojo, porque esto no es algo parido por Michael Bay.

Rompenieves nos lleva a un futuro distópico, situado en el año 2031. El mundo yace congelado debido a un experimento con la capa de ozono y los únicos supervivientes conviven en un tren, una metalizada arca de Noé que necesita seguir moviéndose por el bien de todos. En este futuro oscuro, la división de clases se ha llevado a rajatabla por las fuerzas políticas: mientras los más ricos disfrutan de sus lujos en la parte frontal, en la otra punta los más desgraciados se pudren entre la mugre. Cuando llega el momento (y el corazón de los espectadores alcanza niveles frenéticos) estalla la revolución: los oprimidos se abren camino hacia el final boss, el misterioso Wilford. Y hasta aquí podemos leer, porque contar más supondría mancillar la experiencia.

rompenieves-02

Asemejándose a la mecánica de un videojuego, la trama disfraza cada sección del tren como un mundo distinto e imprevisible; Joon-ho otorga así a la pieza un aire de intriga desenfadada cuyo atractivo principal es poder reirse de sí misma. Avanzar hacia la libertad supone perder la razón y cada descubrimiento es más surrealista que el anterior.

Acompañando al más que convincente Evans, el reparto del film nos regala una brillante selección de secundarios que merecen ser nombrados aquí por mérito propio: John Hurt, Jamie Bell, Kang-ho Song, Octavia Spencer o Tilda Swinton, la genuina robaescenas del show. Teniendo en cuenta el estilo propio de Joon-ho tras las cámaras, Rompenieves le debe mucho a la fuerza de sus intérpretes. No nos podemos olvidar de la potente banda sonora de Marco Beltrami, una caótica colección de sonidos pesados y asfixiantes que encajan como un guante.

rompenieves-01

En un ejercicio que cada vez se antoja más difícil debido a los miles de prejuicios y desinformaciones, uno debe acomodarse y disfrutar sin pretensiones del viaje que nos regala Joon-ho.

Nos gusta de Rompenieves

  • La eficacia de Joon-ho tras la cámara y su endiablado sentido del ritmo.
  • ¡Tilda Swinton!
  • La capacidad de sorprender al espectador.

No nos gusta de Rompenieves

  • Los efectos especiales del exterior congelado, algo mejorables.
Share Button
Crítica: ‘Rompenieves’ Jose Mellinas

La jugada le ha salido redonda: Rompenieves es una de las películas del año (pasado), una pieza destinada a ser recordada por los siglos de los siglos.

4.75

Redonda


Voto del público: 0 (0 votos)

Etiquetas: , , , , ,

Quizás te interese...




Back to Top ↑