Cine no image

Publicado el 7 octubre, 2014 | por Jose Mellinas

3

Crítica: ‘Maps to the Stars’

maps to the stars-cartel

Decía el actor John Cusack hace poco que Hollywood es “una enorme casa de putas, dispuesta a engullir actores jóvenes para luego escupirlos”. Interesantes declaraciones puesto que Cusack es una de las caras de Maps to the Stars y su hijo en la ficción sufre el mismo destino, pasando de ser la estrella absoluta de una exitosa sitcom familiar a un papel más secundario por culpa de su edad, entre otras cosas. Curioso cuanto menos.

En su última película, un David Cronenberg alejado de la Nueva Carne desmenuza Hollywood riéndose (con mucha mala leche) de los excesos de las celebridades, de las caricaturas enterradas en polvos de maquillaje. Porque los monstruos ya no son las horripilantes criaturas de La mosca o Videodrome; los monstruos de Maps to the Stars son tan humanos como tú o como yo, y son capaces de hacer todo lo posible para estar en lo más alto. El personaje más –aparentemente- inofensivo tiene un as bajo la manga en esta delirante red de egocentrismo, incesto, e incluso fantasmas del más allá. Aquí, los pecados no perdonan ni a las generaciones venideras.

maps-of-the-stars-01

El film arranca en el momento de la llegada de Agatha a Los Angeles. Dejando atrás un trauma que le atormenta desde hace siete años,  la joven intenta hacerse un hueco en el mundillo del famoseo mientras se cruza con una serie de esperpénticas figuras: Jerome (guionista / conductor de limusinas preparado para pasarse a la cienciología), Havana Segrand (una neurótica actriz que llegará hasta el final por hacerse con el papel de su propia madre en un remake que protagonizó ésta) o un misterioso gurú de la autoayuda, el doctor Strafford. Ellos no lo saben, pero están o estarán unidos de una forma u otra para bien o para mal.

Impresionante reparto el que da vida a estos desgraciados títeres. Julianne Moore se alza gloriosamente como el highlight de la producción gracias a su destreza maestra sobre los desorbitados cambios de humor de su personaje. Le sigue de cerca Evan Bird, una joven promesa capaz de marcarse un chulo post-Disney, un Justin Bieber en potencia, cuya arrogancia y fragilidad pillará de imprevisto al espectador. Lo de Mia Wasikowska no es un tour de force pero está correcta dentro del conjunto. John Cusack ofrece su mejor papel en años y Robert Pattinson se esfuerza por alejarse del vampiro brillante que le hizo famoso. No hay que olvidarse de los cameos y menciones a otras caras conocidas, a destacar Carrie Fisher (“Me hice amiga de Carrie a través de Twitter” dice Agatha) que en esto de cruzar los límites en Hollywood sabe un rato.

maps-to-the-stars-02

El viejo pero sabio Cronenberg sigue jugando. Sigue riendo. Maps to the Stars pone en manifiesto la rabiosa energía de la que goza el cineasta…Y parece que va a más.

Nos Gusta:

  • Apoteósica Julianne Moore.
  • Cronenberg y su brillante humor negro.
  • “Falta media hora. Pide a un maquillador que te rehaga eso”.

No Nos Gusta:

  • Cierto uso del CGI en una de las escenas clave. Puede hacerse muchísimo mejor.

8/10

Share Button

Etiquetas: , , , ,

Quizás te interese...




Back to Top ↑