Cine no image

Publicado el 19 diciembre, 2014 | por Trish

6

Crítica: El Hobbit: La Batalla de los Cinco Ejércitos’

el-hobbit-la-batalla-de-los-cinco-ejercitos-poster

El miércoles 17 de Diciembre, por fin se estrenó en los cines de nuestro país la entrega final de la trilogía sobre “El Hobbit” iniciada por Peter Jackson en 2012. Un momento que muchos llevamos esperando durante un año y que a la misma vez nos envuelve de alegría y de tristeza porque el viaje se acaba para nosotros también.

Tras ser molestado por la Compañía, el dragón Smaug se dirige a la Ciudad del Lago para descargar su ira y hacerles pagar. Mientras todos están preocupados por el horror que Smaug puede desencadenar sobre la ciudad y todas las vidas que pueden perderse, Thorin está más obsesionado con el reino de los enanos que ha recuperado y sacrifica su amistad y honor para conseguir mantenerlo mientras Bilbo intenta sacarle de su error.

Pero el gran dragón no es el único problema con el que se encuentran, sin Gandalf cerca, Sauron envía legiones de orcos hacia la Montaña Solitaria para intentar tomarla. Para conseguir no perecer sobre los males que se ciernen sobre ellos, los Hombres y Enanos deberán unirse y contar con la ayuda de los Elfos para poder enfrentarse a sus enemigos. La Batalla de los Cinco Ejércitos ha comenzado y el futuro de la Tierra Media está en juego.

el-hobbit-la-batalla-de-los-cinco-ejercitos-04

Peter Jackson pone cierre y final a la segunda trilogía cinematográfica de los libros escritos por J.R.R. Tolkien. Iniciada en su día con “El Señor de los Anillos” (2001) y tras el éxito que tuvo entre el público, el director se atrevió de nuevo a adaptar otro de los libros del escritor, iniciando en 2012 una primera película que tuvo una acogida espectacular: El Hobbit: Un viaje inesperado. El único problema es que el libro de “El Hobbit” era de una extensión bastante reducida y el hecho de que se lanzase a por otras tres películas hacía dudar de la calidad de las mismas y del tipo de relleno que nos podíamos encontrar. Sorprendentemente Jackson nos sorprendió con un gran cantidad de elementos inventados (obviamente, con algo habría que llenar tantas horas de metraje) pero que no carecían de calidad, si bien había muchos personajes que no salían en los libros o que no fueron ni inventados por Tolkien, el director les encaja perfectamente en la historia e incluso llegan a superar a algunos de los originales.

Tras la anterior entrega “El Hobbit: La Desolación de Smaug” que era una película-viaje y que termino justo donde empezaba lo bueno, esperábamos ansiosamente la batalla final que iba a tener lugar entres los ejércitos y el Dragón Smaug. Al menos yo no cabía en mí de emoción de por fin ver como se desarrollaban los eventos, que aunque ya se como terminaba todo por haber leído el libro, siempre es interesante ver las licencias creativas que el propio director se ha tomado.

el-hobbit-la-batalla-de-los-cinco-ejercitos-03

El Hobbit: La Batalla de los Cinco Ejércitos” comienza justo en el punto donde terminó la anterior con lo cual desde el primer momento ya estamos con los nervios a flor de piel, de hecho, la primera media hora es una de las más tensas e interesantes de toda la película. No nos vamos a engañar, la película es en su 70% un gran espectáculo visual, pero como he comentado antes, no creo que haya nadie a quien le pille de sorpresa. Los efectos visuales están a la altura de todas las entregas anteriores, decir que son espectaculares es quedarse corto, solo podemos reprocharle Jackson parece haberse olvidado de la grandiosidad del escenario, sin aprovechar el escenario natural para dar paso a demasiado CGI que no te envuelve e impresiona de la misma manera.

En cuanto al diseño de los personajes, no tenemos nada más que comentar sobre el impresionante Smaug, pero sin duda destacable y a la altura son los orcos, terroríficos e impactantes a partes iguales que os harán estremecer en la butaca. No hace falta que pasa el tiempo para convertirse en uno de los dragones animados más icónicos. Y hablando de diseño de personajes y su desarrollo en CGI, creo que podemos añadir sin duda alguna en este apartado a Legolas; decir que parece un muñeco de Pixar es quedarse corto, en los planos generales lo es completamente y en los cortos bueno… parece que hemos vuelto a esos primeros planos en los que las lentes se cubrían con medias para quitar las arrugas a las grandes estrellas y que dotaban de ese aura brillante a los planos; Orlando Bloom está viejo y que lo intenten disimular solo hace que se note más.

el-hobbit-la-batalla-de-los-cinco-ejercitos-01

En cuanto al guión, Jackson ha sabido recuperarse del error de su película anterior plagada de altibajos y momentos lineales hasta el aburrimiento y con esta entrega ha sabido equilibrar mejor acción-no acción aunque teniendo la duración que tiene el film es inevitable que haya algunos ratos en los que seamos incapaces de mantener la atención. Pero en general el equilibrio entre historia-acción-personajes está bien repartido, se toma su tiempo para desarrollar la trama final con todas sus subtramas y aunque no sean tan espectaculares como imaginábamos si resulta eficiente para una última entrega.

Volviendo de nuevo a los personajes, y sin volver a decir nada sobre el terrible Orlando Bloom cuyo personaje Legolas sobra completamente en esta película, hay que agradecer a Jackson por compensarlo con actores de la talla de Martin Freeman (Sherlock, 2010-) como Bilbo o Luke Evans (Drácula, La Leyenda Jamás Contada, 2014) en el papel de Bardo que le hace brillar llegando al punto de ser comparable a los grandes héroes del universo creado por Tolkien.

el-hobbit-la-batalla-de-los-cinco-ejercitos-02

El Hobbit: La Batalla de los Cinco Ejércitos” no cierra una trilogía tan épica como en su día fue la de “El Señor de los Anillos” pero si es un digno final para esta, visualmente impresionante y entretenida, un hito en el cine comercial porque al fin y al cabo es de lo que hablamos, y aunque como en todo habrá adoradores y detractores a muerte, hay que reconocer que Jackson hace cine de entretenimiento como ningún otro director y que la capacidad que tiene de crear y envolvernos en mundos imaginarios y hacernos sentir como un personaje más es, como poco, inigualable.

Nos gusta:

  • Acción a raudales
  • Los impresionantes efectos especiales

No nos gusta:

  • Poca coherencia entre las escenas y algún añadido fuera de contexto.

8.5/10

Share Button
The following two tabs change content below.
Mujer Vikinga nacida en Carabanchel bajo (el bueno). Amante de la fotografía, el diseño y sobre todo del cine de Terror. Wes Craven es mi Dios.

Etiquetas: ,

Quizás te interese...




Back to Top ↑