Cine no image

Publicado el 5 diciembre, 2013 | por Trish

2

Crítica: ‘Carrie’

Carrie_-_Cartel_Final-page-001

Hoy llega a nuestras pantallas otra película más que sigue la moda de los remakes que lleva unos años predominante en Hollywood: “Carrie”, protagonizada por Chloë Grace Moretz y Julianne Moore y dirigida por Kimberly Peirce, nos encontramos ante una apuesta arriesgada ya que trata con uno de los personajes más míticos del cine de terror creado por Stephen King pero más dado a conocer gracias a Brian de Palma, director del film original.

Carry White (Chloë Grace Moretz) es una joven tímida que ha vivido siempre bajo las direcciones de su controladora y excesivamente religiosa madre, Margaret (Julianne Moore). Ha sido tan protegida que no ha podido integrarse en una vida social normal, lo que la lleva a ser el objetivo de las burlas de sus compañeros de instituto. La evidente relación destructiva con su madre no hace otra cosa que complicar su vida, algo que por mucho que intente no puede cambiar.

Pero poco a poco, Carry se da cuenta de que no es como el resto, es especial, pero no como decía su madre, que la considera hija del demonio, sino mejor que el resto, mejor que todos aquellos que se han reído de ella, y va ganando la confianza necesaria para hacerles pagar por todo lo que le han hecho sufrir.

carrie-01

Kimberly Peirce cuenta con una no muy extensa pero sí bastante irregular filmografía, debutó con la película “Boys don’t cry” en 1999, aclamada por la crítica y los espectadores y que hizo que se asentara como directora de largometrajes dejando atrás los cortos. Tras su gran éxito, donde demostró una dirección independiente que prometía mucho, llegó “Stop-Loss” en 2008, unos cuantos años después, y que nos hizo dudar de si el éxito de su film anterior fue producto de la suerte del principiante… Los años han pasado y tras dedicarse a escribir algún que otro guion, vuelve a nuestras pantallas con la película que nos atañe, Carrie, nada más y nada menos que un remake de uno de los clásicos de terror dirigido por el gran director Brian de Palma y basada en la novela homónima escrita por Stephen King. Si ya es arriesgado embarcarse en un remake, más lo es hacerlo con un personaje tan querido por los amantes del género, nacido de la mano de “el escritor de terror” por antonomasia y llevado a la vida por un director tan admirado.

Si bien los remakes tienen inmensos detractores, yo entre ellos, tengo que admitir que gracias a Fede Alvarez y a su gran reboot del clásico “The Evil Dead” (2013) esperaba a Carrie con unas expectativas bastante altas, si algo me enseñó la película de Alvarez es que entre tanto remake fracasado, aún pueden surgir auténticas obras de arte, y Carrie parecía que iba a ser una de ellas tanto por la esperanza que su directora traía como por las imágenes y teasers con los que hemos sido bombardeados.

Pero nada más lejos de la realidad, quienes seguimos la carrera de Peirce desde el principio, sabemos que es capaz de dirigir asombrosamente a los actores, crear papeles que les hagan destacar y brillar, todo ello acompañado de un lenguaje audiovisual original y fresco, algo que tristemente, no vemos en Carrie. La película comienza con un flashback, separándose ya de ser un remake plano a plano del original, lo que parece prometer… pero poco a poco va cambiando, en vez de dar su propia visión renovada de la historia, la directora parece empeñada en revivir una y otra vez las escenas que de Palma nos grabó en la memoria, un gran error, no se pueden rehacer escenas míticas y mucho menos intentando copiarlas plano a plano. Pero llega un punto en que todo parecido con la Carrie original de Stephen King o de la versión cinematográfica de 1976 es pura coincidencia, e incluso lleguemos a echarlo de menos, en un intento admirable (pero fallido) de Peirce de actualizar la historia, acabamos perdidos en un mejunje de pseudoterror, telekinesis y high-school movies. El espíritu del film original se ha quedado por el camino, Carrie ya no es una niña asustada y controlada por su madre, ese animalito indefenso que no entendía nada de lo que le pasaba… de la que todo el mundo se reía, atormentada por todos los problemas de su vida. No. Ahora Carrie es una chica adolescente americana de la nueva era, que va a un instituto lleno de estudiantes cliché de Glee y como no, modernizados tecnológicamente hasta la saciedad.
El espíritu de la Carrie original se ha perdido, la película ya no es un drama sobre su vida, no trata los temas que de Palma tan bien subo plasmar, no es otra cosa que una película vacía cuyos temas más importantes acaban siendo dramas adolescentes del tipo “tía, no puedo ir a la fiesta de graduación”.

carrie-03

Pero cuando parece que este despropósito no puede ir a peor, la directora y los guionistas se superan a ellos mismos, ampliando el guion, añadiendo cosas que deberían haber sido dejadas fuera en la edición final… e incluso, dejando un final que aterra pensar que pueda tener una continuación sobrenatural… Me encantaría ser más específica, pero es imposible serlo debido a los spoilers.

Lo único que hace la película de alguna manera llevadera, son las dos protagonistas, Chloë Grace Moretz esta brillante en su papel de Carrie, aunque hay que intentar evitar las comparaciones con Sissy Spacek (Carrie, 1976), algo difícil, ella nos trajo en su momento a uno de los personajes más perturbadores de la historia del cine, su actuación ponía los pelos de punta… algo que tristemente Moretz no consigue, aunque esta impresionante en algunos momentos, en otros parece que intenta copiar a la actriz original, y no le pega… termina pareciendo un perrillo asustado más que otra cosa; a su favor hay que decir que si consigue brillar, sobre todo en las escenas compartidas con Julianne Moore, una actriz curtida en todo tipo de papeles, y que siendo sinceros, es lo mejor de toda la película, sube el nivel de una manera abismal, y es un gusto ver como desarrolla a un personaje tan perturbado como Margaret.

Y aunque sus protagonistas luchan por hacerla destacar, tristemente Carrie va a ser una película que va a pasar desapercibida, no consigue destacar en nada, ni en originalidad, ni en dirección, ni en fotografía, ni en banda sonora (aterradoramente adolescente, por cierto). Carente de mensaje y de moral. Recomendada para audiencias que no hayan llegado a los 20 y tremendamente evitable para aquellos amantes del film original.

carrie-02

Nos gusta:

  • Julianne Moore y Chloë Grace Moretz

No nos gusta:

  • La sensación constante de estar viendo una teen movie
  • Como es la nueva Carrie y como han cambiado su historia

4/10

Share Button
The following two tabs change content below.
Mujer Vikinga nacida en Carabanchel bajo (el bueno). Amante de la fotografía, el diseño y sobre todo del cine de Terror. Wes Craven es mi Dios.

Etiquetas: , , ,

Quizás te interese...




Back to Top ↑