Artículos

Publicado el 22 junio, 2013 | por Trish

6

Preestreno y Crítica de Guerra Mundial Z en Madrid

Ayer 21 de Junio se estrenó en Estados Unidos una de las películas más esperadas del verano: “World War Z” la nueva película de zombis protagonizada por Brad Pitt. A dos meses de su estreno en España previsto para el 2 de Agosto, hemos tenido la oportunidad de asistir a la exclusiva al preestreno en Madrid, junto con los afortunados que ganaron los concursos de las diferentes webs.

Mucho calor y mucha fila ha definido el comienzo de la tarde, la Gran Vía madrileña se ha llenado de personas que ansiaban asistir a la exclusiva premier que ha preparado Paramount en los cines Capitol, coincidiendo con el estreno de la película en Estados Unidos. Tras la larga espera nos hemos encontrado con la sorpresa de que nos han requisado las cámaras a todos los medios, algo que no nos ha parecido nada raro, ya que en muchos eventos similares se hace para evitar la piratería. Tras ello, una larga espera, retrasos y una presentación de la película por parte de una de las personas del Staff, que ha repartido camisetas a los fans más afortunados.

_JNH7594

Y justo después, ha llegado la sorpresa, un grito colectivo ha llenado la sala de cine cuando el mismísimo Brad Pitt ha aparecido corriendo por el pasillo hasta la pantalla donde ha saludado a un público que estaba boquiabierto ante su inesperada presencia. Nos ha hecho una pequeña presentación de la película, ha bromeado y nos ha dado la enhorabuena por esos 10 goles que la selección española marcó a Tahití, y tras ello, tristemente se ha marchado rodeado de guardaespaldas. Han sido apenas 5 minutos, pero… ¡que cinco minutos! ¡La espera ha sido grandiosamente compensada con tal sorpresa! Los chicos de Paramount se lo han currado y han conseguido quitarnos el aliento y que empecemos a ver la película con una ilusión que muchos de nosotros no nos habríamos imaginado.

World War Z" Madrid Fan Screening

World War Z” se suma a la moda de los zombis que existe actualmente, ahora mismo los no muertos tienen tirón y los productores lo saben, por eso mismo el director Marc Forster (007: Quantum of Solace, 2008; Descubriendo Nunca Jamás, 2004) se ha embarcado en este proyecto basado en la novela homónima del escritor estadounidense Max Brooks “World War Z: An Oral History of the Zombie War” editada en castellano como “Guerra Mundial Z: Una historia oral de la guerra zombi”. El escritor ya cosechó su primer éxito con “Zombi: Guía de Supervivencia” un libro en tono de humor que pretendía imitar una guía de supervivencia para situaciones peligrosas; mientras que en Guerra Mundial Z, su segunda novela, nos encontramos con un formato diferente, una compilación de entrevistas a los supervivientes de esta guerra presentadas de manera cronológica durante los conflictos más importantes de dichos eventos y desde la aparición del paciente 0 hasta el final de la guerra.

Hay que decir que la adaptación del libro que han hecho los guionistas, entre ellos el ya conocido Drew Goddard Monstruoso, 2008; La Cabaña en el Bosque, 2012) es acertada pero más bien libre, partiendo de la base de que muchos de los personajes son muy diferentes, siendo el más significativo el del mismísimo protagonista. La historia está contada de manera diferente al libro también, no nos encontramos ante un falso documental con entrevistas como cabría haber esperado siguiendo la línea del libro, si no ante una historia lineal que nos mete dentro del conflicto, con un planteamiento diferente pero basado en los hechos que acontecen en la novela.

World War Z" Madrid Fan Screening

La raza humana está en peligro, un misterioso y violento virus comienza a azotar de repente a nuestra especie de una manera jamás vista. Todas las ciudades alrededor del planeta empiezan a ser infectadas rápidamente sin apenas dar lugar a la oportunidad de escapar.

Gerry Lane (Brad Pitt) es un buen padre de familia y un empleado de la comisión de postguerra de la ONU que sin haberlo buscado se encuentra en medio de uno de los brotes víricos junto a su familia. Tras tener la suerte de ser de los pocos que logran huir y ponerse a salvo en una de las bases militares que se están preparando, termina siendo arrastrado a una misión para descubrir cómo luchar ante la enfermedad que está contagiando a toda la humanidad.

Sus investigaciones le llevaran a diferentes partes del mundo, intentando encontrar a ese paciente 0 que les permita poder empezar a trabajar en una cura. En una carrera contra el tiempo y otros humanos, deberá conseguir dar con la solución para evitar que el virus siga transformando a las personas en zombis y mantener a salvo a su familia.

Como ya hemos comentado, Marc Foster hace una adaptación un tanto libre de la novela, quien espere ver una versión fiel al libro, debe cambiar el chip antes de ir a ver esta película, pero ¿y cuándo se ha hecho una adaptación fiel a un libro? Una adaptación libre no tiene por qué ser una adaptación mala; con esta película, el director toma las bases de la novela y las aplica a otro estilo de contar la misma historia, pudiendo convertirse en uno de los puntos de vista que bien podría haber presentado Max Brooks en su libro. Foster ha sido un director un tanto irregular en su filmografía, habiendo hecho películas de estilos muy diferentes, parece haber encontrado la horma de su zapato con “World War Z”.

brad_pitt_war_z

Se le nota a gusto, la dirección es muy fluida, acertada y con un ritmo muy bien distribuido. Comenzamos con una presentación a modo documental que nos pone en situación, y tras ello una mínima introducción de los personajes, no más de lo necesario, lo importante es la guerra y no tanto estos personajes, por lo que en seguida el film toma un ritmo trepidante y salta a lo que es lo verdaderamente interesante.

Al igual que su director, la película parece tambalearse entre diferentes géneros, tocando el catastrófico, el terror y finalmente asentándose más en un thriller, todo esto sin olvidar unas buenas dotes de humor negro sutilmente integradas que hacen las delicias de cualquier fan de este género.

Junto con la buena dirección, destaca el trabajo de fotografía por parte de Ben Seresin (La Trama, 2013; Transformers, 2009) que ya tiene cierta experiencia en películas de acción. Juega con nosotros, moviéndonos entre géneros, con unos planos contrastados entre los personajes y las localizaciones para que nunca nos olvidemos de la importancia global de los acontecimientos pero sin dejar de un lado a los protagonistas de los mismos. El uso de la steady consigue acercarnos mucho más a los protagonistas, vamos con ellos, huimos con ellos sufrimos con ellos; todo apoyado de planos subjetivos que nos integran como si fuésemos un personaje más. Acompañando a todo esto, tenemos una iluminación bastante natural, haciendo que no perdamos esa sensación de documental que nos plantean al inicio de la película; aunque bien hay ciertos momentos que toma el estilo de una película de terror, consiguiendo junto a la banda sonora, hacernos saltar en el asiento más de una vez.

brad_madrid_preestreno

Un apartado técnico al que quizá solo hay que reclamarle el uso del 3D, si bien queda integrado perfectamente en muchas escenas, hay en otras que debido a un montaje rápido y fluido, termina siendo confuso y borroso.

En cuanto al reparto, tenemos como personaje principal a Brad Pitt en el papel del héroe Gerry Lane; al principio puede resultar chocante verle en este tipo de película, pero pronto demuestra que puede hacerse con cualquier papel que le pongas delante. Compartiendo pantalla tenemos a numerosos actores, ya que la película estás más centrada en los eventos que acontecen que en los personajes, lo que hace que haya un gran número de secundarios, entre los que cabe destacar a Daniella Kertesz como Segen, una militar que acompaña a Gerry a lo largo de su búsqueda; con un papel tremendamente emocional que seguramente le abra la puerta a futuros proyectos. Como anécdota destacar el cameo de Mathew Fox (En la mente del asesino, 2012) como uno de los pilotos de helicóptero.

Entonces, ¿Qué podemos esperar de World War Z?… sin duda una de las mejores películas que se nos presentan en verano, y para nosotros, una de las mejores películas de zombis que se han hecho hasta ahora; llena de acción frenética, tensión, sustos y humor negro conforma el coctel perfecto para entretener y apasionar a los espectadores. Aunque recordad, no es fiel al libro, es mejor verla como una película aparte sin relacionarlos demasiado para poder disfrutarla plenamente.

Nos Gusta

  • Las escenas impresionantes de los ataques zombis 
  • Muestra el inicio de la infección y su expansión, no solo sus consecuencias como en la mayoría de las películas de este género.

No nos Gusta

  •  El ritmo decae hacia el final de la película. 
  •  Una resolución demasiado correcta

8/10

Share Button
The following two tabs change content below.
Mujer Vikinga nacida en Carabanchel bajo (el bueno). Amante de la fotografía, el diseño y sobre todo del cine de Terror. Wes Craven es mi Dios.

Quizás te interese...




Back to Top ↑