Analisis no image

Publicado el 26 agosto, 2010 | por Chugo

2

Analisis PC: Kane & Lynch 2: Dog Days

Hace tres años salió el primer Kane&Lynch, tenía por nombre Dead Men, y aunque los medios especializados se dedicaron a fusilarlo en sus críticas he de decir que aunque era un juego con sus fallos evidentes a mi logró entretenerme y mucho. En el anterior juego una de sus mejores bazas era un carisma arrollador por parte de sus personajes, en Dog Days han intentado coger lo mejor de su predecesor y procurar pulir los defectos de los que adolecía, y he de decir que en lineas generales lo han conseguido.

Historia, Desde Shangai con amor

Antes de nada poneros sobre aviso, Kane&Lynch 2: Dog Days es un juego para adultos, una historia violenta, cruel y fea. No es por los tacos ni por la violencia, ni el sexo, muestra el lado mas descarnado de los videojuegos para adultos. La historia comienza con Kane llegando a Shangai, va a hacer un trabajo con Lynch con el que espera poder retirarse y dedicarse a su hija. Lynch, antes de ir al hotel le pide a Kane que le acompañe a un “asunto”, por supuesto el “asunto” sale mal, matan a quien no debían y desatan una guerra de mafias por toda la urbe de Shangai.

En la trama manejamos casi por completo a Lynch, de hecho es el protagonista de la historia. En Shangai el maniaco homicida parece que ha encontrado el amor y se ha asentado, por supuesto todo se va al traste y buscará venganza. Io Interactive ha dado al público lo que pedía, más de Lynch y por lo que a mi respecta lo han hecho bastante bien. La lástima es que un personaje con tantos matices y tan bien construido en la primera parte como Kane quede relegado a un segundo plano en el que no se le aprovecha para nada.

La historia peca de no tener grandes momentos, ni enemigos finales espectaculares. Aunque para mi lo más espectacular es el momento de los helicópteros volando entre los rascacielos de Shangai, o el momento que Kane y Lynch deben escapar por Shangai desnudos y ensangrentados, tampoco son especialmente emotivos. Aunque la historia carezca de estos momentos y sea bastante predecible, es implacable, desde el primer momento no nos dejan descanso, nos enfrentamos a las mafias, a la policia e incluso al ejercito chino. Ni un segundo para descansar, pero ni falta que hace, ese ritmo enloquecedor es una de las bazas del juego.

Jugabilidad. Tiros, tiros y mas tiros.

En eso se puede resumir el juego, desde el minuto uno estamos disparando, el ritmo es frenético e implacable. Así todo si nos adentramos un poco en la jugabilidad vemos que defectos como el tema de las coberturas ha sido resuelto, siendo ahora mucho mas jugable, lo cual es un punto a su favor, ya que es un elemento indispensable. También se ha mejorado el tema de la precisión de las armas, es más facil apuntar y acertar a las largas distancias, pero sin embargo estando cerca del objetivo es “demasiado facil” impactar.

Algo que no se ha solucionado es el tema del armamento, no es especialmente variado, y a veces inexplicablemente con el mismo arma puedes impactar una vez al enemigo y abatirlo, pero otras despues de 4 o 5 impactos claros sigue en pié. La cámara al hombro como si fuera una grabación amateur le da un gran realismo al juego, sobretodo cuando esprintas que se desenfoca la cámara, o cuando recibes disparos todo se llena de confusión y de sangre, que hace que realmente supliques por una cobertura y dos minutos de descanso.

Lo peor de la jugabilidad para mi ha sido su escasa duración, en nivel medio a penas me ha durado 5 horas, me he sentido algo defraudado en ese aspecto. Así todo le da bastante más vida al juego los modos multijugador de los que dispone, Alianza Frágil, Poli Infiltrado y Policias y Ladrones. El primer modo es exactamente igual al del primer juego, con la excepcion de que el dinero nos lo dan al empezar la partida, podremos cooperar con los otros jugadores o traicionarlos, jugando con usuarios que no conoces la paranoia puede ser muuuuy alta. En Poli Infiltrado un jugador al azar es el infiltrado en cada ronda, y solo se descubre cuando empiece a traicionar a sus compañeros intentando liquidarlos. En Policias y Ladrones hay jugadores tanto en el bando de policias como en el de ladrones. Los ladrones tendrán que llegar con el botín a la furgoneta, y los policias impedirselo. Hay que decir que las tres modalidades son adictivas y muy dinámicas, es donde el juego realmente encuentra su redención a todos los fallos que pueda tener en el modo historia.

Apartado Gráfico. Esto me recuerda a “COPS”

Si, al cásico reality de policias en los EEUU. El estilo de la cámara, como si tuvieramos a un cámara detras de nosotros siguiéndonos le dota de un gran realismo al videojuego, y si a eso le añadimos a la “censura” de la violencia y el sexo, que lo pixelan igual que en el reality pues le añade aún más realismo. No es que sea una censura autoimpuesta, es más bien un elemento artístico, hace gracia ver como cada vez que le vuelas la cabeza a un enemigo la emborronan para que no veas el estropicio que has causado en su cara.

Los barrios bajos de Shangai estan recreados maravillosamente, no se si corresponderá con el Shangai real (obviamente no conozco la ciudad), pero sus callejuelas llenas de gente, de coches y luces son geniales. Luego la constante lluvia y contaminación, una ciudad fea, grasienta, y violenta, hacen de la ciudad un escenario ideal para los dos criminales más carismáticos del mundo de los videojuegos. Así todo al desarrollarse toda la acción en una misma ciudad los escenarios son algo repetitivos, tenemos las calles de Shangai, un aeropuerto, unos astilleros, un rascacielos y poco más. A medio plazo puede resultar repetitivo.

Eso sí, aunque repetitivos son muy interactivos, encontramos extintores, bombonas de gas, etc… que nos ayudan a cargarnos medio escenario. Y es que es una de sus virtudes, gran parte del escenario es destrozable, yo trabajando con ordenadores todo el día confios haber sentido un perverso placer en el tiroteo de unas oficinas reventando cpus, pantallas, teclados, etc… Así todo parece que hay escenarios hechos con mucho cariño y otros que son solo de relleno, en el que la interacción con el escenario se reduce a cubrirse con el mobiliario.

Conclusión:

Kane&Lynch 2: Dog Days es un buen juego, ha conseguido eliminar algunos defectos de Dead Men y ha introducido algunos nuevos. Podría haber sido un gran juego si el modo historia hubiera estado más elaborado y con algo más de duración, pero todo eso se le olvida a uno una vez que juguemos a los tres modos multijugador. Como todo juego tiene sus luces y sombras, pero tiene el carisma de unos personajes más propios del cine que del mundo de los videojuegos que le salvan en muchas ocasiones, por ello en Psicocine le damos un:

8/10

Share Button
The following two tabs change content below.
Un blogger cinéfilo y seriéfilo, lector y jugón voraz, a veces rolero y siempre friki. Nunca me canso de hablar de cines, series, videojuegos o cómics. Siempre intentando estar al día de las últimas novedades.

Etiquetas: , ,

Quizás te interese...




Back to Top ↑